Visitante Nro. 1093926
free counters

Visitas desde el 27/09/2011

< Volver
Dr. Bruno Bologna: “Argentina tiene las Malvinas por herencia”

 

Centro Científico Tecnológico Rosario (CCT-Rosario)
Entrevista al doctor Bruno Bologna - Abril 1º de 2015


UNR Medios
Noticia de Blog de notas

 

El doctor Bruno Bologna es investigador del CONICET y Director del Centro de Estudios en Relaciones Internacionales (CERIR) de la Universidad Nacional de Rosario (UNR). En la siguiente entrevista, al acercarse el Día de los Veteranos y de los Caídos en la Guerra de Malvinas, hace un recorrido por la historia de las islas y por la política exterior argentina ligada al reclamo de soberanía.

 

¿Cuál es la historia de la ocupación de Gran Bretaña en las islas Malvinas?
Las islas Malvinas pasaron por distintos descubrimientos. En la zona hubo holandeses, franceses, ingleses, españoles. Sin embargo, el descubrimiento sólo tiene valor jurídico en la medida en que es seguido por la ocupación. En 1763, un francés, Louis Antoine de Bougainville ocupó las islas en nombre del rey de Francia, pero España se quejó ante Francia y Bougainville restituyó las Malvinas. Así España se consolidó como primer ocupante y, luego, Argentina heredó estas tierras porque eran parte del virreinato del Río de la Plata. Luego del fin de la colonia, nuestro país nombró gobernadores para las islas. En 1829 por un decreto se designó a Luis Vernet comandante político y militar de las Malvinas. Esto es un hecho de jurisdicción muy importante, a partir de entonces se establecen los derechos de Argentina sobre estas tierras. La zona era muy visitada por navíos comerciales que pescaban focas y ballenas. Vernet estableció que para pescar en el área se debía pagar un canon. Los navíos estadounidenses se negaron a pagarlo, entonces Vernet capturó una de las naves y la llevó a Buenos Aires para someterla al Tribunal de Presas. Como consecuencia, Estados Unidos atacó las islas y destruyó casi todo lo que había. Después de este incidente, en 1833, cuando José María Pinedo era gobernador, una dotación inglesa obligó a la guarnición argentina a retirarse de las Malvinas.

 

¿Cómo reaccionó Argentina?
Pinedo, viendo la superioridad de Inglaterra, no respondió al ataque y se volvió a Buenos Aires. Desde esa época Argentina protestó anualmente ante Gran Bretaña afirmando que las islas le correspondían. Sin embargo, como las relaciones comerciales con ellos eran muy importantes para el país, siempre las protestas se hacían pidiendo que no se alteren “las normales relaciones” entre ambas partes para evitar que se viera afectado el comercio con Gran Bretaña.

 

¿Se logró algún avance?
Recién se consiguió un avance, muchos años después, en 1964, cuando Argentina presentó una queja por esta situación en Naciones Unidas y se logró una resolución muy favorable en la que se decía que Argentina y Gran Bretaña tenían que negociar. Otro hecho importante antes de la guerra fue que, en 1971, se firmó un acuerdo entre ambos países por el cual los argentinos podían ir a las Malvinas y los isleños a Comodoro Rivadavia por cuestiones de salud o educación. Incluso, había educadores que iban a enseñar español a las Malvinas, YPF y Gas del Estado estaban en las islas, se había establecido un buen diálogo, pero todo eso se rompió con la guerra del `82.

 

¿Cómo se desató la guerra?
La idea primigenia era que sólo iba a quedarse una pequeña dotación argentina en las islas. Fue una guerra no planificada, no podíamos luchar contra la OTAN de la que Gran Bretaña es miembro. Ellos tenían mejor armamento, podían ver de noche, y nosotros sólo teníamos diez mil soldados dispersos en las islas con pocos elementos.

 

La situación interna de la Argentina ¿cómo influyó en la decisión de la guerra?
Algunos decían que si el gobierno militar llegaba a ganar la guerra iba a poder quedarse en el poder por muchos años. Así que, de alguna manera, el resultado de la guerra permitió que hubiese democracia.

 

Después de la guerra ¿cuál fue la política exterior argentina en relación a la cuestión Malvinas?
Durante el gobierno de Alfonsín se habló de “desmalvinizar las islas Malvinas”, de no hablar más del tema. El canciller Dante Caputo afirmaba que no había que enceguecerse con cuestiones territoriales, que era más importante la situación económica de Argentina que estaba muy mal vista a nivel internacional. En la época de Carlos Menem, esto cambió totalmente; el canciller Guido Di Tella propuso una política de seducción hacia los habitantes de las islas, se los quería atraer hacia la Argentina, pero no funcionó. El gobierno de la Alianza dejó en claro que no había tres en la cuestión de Malvinas, es decir Reino Unido, Argentina y los isleños, sino que las partes eran los dos países. Todos los gobiernos sucesivos siguieron esta línea.

 

¿Cómo es la situación actual?
Argentina busca negociar con Gran Bretaña en todos los foros internacionales y recibe el apoyo de UNASUR, MERCOSUR y de varios organismos internacionales, pero Gran Bretaña se niega a negociar.

 

¿Cuáles son los principales argumentos para sostener la soberanía de Argentina sobre las islas?
Algunos dicen que es por la cercanía, por estar en la plataforma continental, por las aguas, pero el argumento más importante es que nuestro país heredó las islas de España. Argentina tiene las Malvinas por herencia, eso no se lo puede quitar nadie. Cuando se independizó Argentina lo hizo con todo el territorio que pertenecía a España.

 

http://www.rosario-conicet.gov.ar/noticias2.php?id=382

 

http://www.unr.edu.ar/noticia/8949/argentina-tiene-las-malvinas-por-herencia

 






 

Diseño Web Rosario

Maipú 1065, Piso 3, Of. 301, (2000) Rosario, Argentina | Teléfono/Fax: (54) 0341-4201231
© Copyright 2008 Todos los derechos reservados
www.cerir.com.ar | cerir@unr.edu.ar